jueves, 28 de febrero de 2013

Depresión, dieta y actividad física

Tal vez estando a final de mes el dinero no le alcanza porque está en el paro. La rabia o la tristeza de estar en medio de una crisis lo inmovilizan. Tal vez tenga una depresión.

Cuando una persona está deprimida, simplemente no tiene ganas de hacer nada. Pedirle a una persona en esta condición que haga dieta y ejercicio es un error. En la depresión, la persona está fatigada, no le provoca nada, y lo que menos hacen es cuidarse. Sobre todo mientras sea mayor el  nivel de depresión.

Si usted está deprimido, aliméntese sanamente. No caiga en excesos alimentarios, pero tampoco inicie una dieta, pues esto genera mayor estrés a su situación actual. Coma suficientes carnes, pescados, huevos, leche, legumbres, cereales, frutas y vegetales. Aunque sea en pequeñas cantidades si no tiene hambre, pero cuide que su alimentación sea variada. Esto es lo más importante.

Y camine un poco. Lo que le provoque. O haga otro ejercicio que le pueda atraer. Lo importante no es tanto la duración, sino el hecho de que está saliendo de casa y haciendo algo por sí mismo, aunque parezca poco. El ejercicio es un antidepresivo natural, y libera endorfinas, que calman su mente y su cuerpo.

Haga pequeñas cosas, las que pueda. Pero póngase en acción poco a poco, y su depresión disminuirá. Tenga paciencia y fe, porque todo mejora siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario