domingo, 6 de enero de 2013

Indice de Masa Corporal ¿Diagnostica obesidad?



Para comenzar, voy a comentar algunos aspectos importantes sobre el Indice de Masa Corporal  para entender el problema de nuestro atleta.

El sobrepeso se define como un exceso de peso para la talla. El exceso de grasa corporal, en una medida que aún no se ha determinado, constituye la obesidad. En ambos casos, generalmente existe un incremento del peso corporal.

Instituciones tales como la Organización Mundial de la Salud y el Instituto Nacional de la Salud, han propuesto clasificar el estado de peso corporal en base al Índice de Masa Corporal. Existen datos a partir de estudios epidemiológicos que demuestran una correlación directa entre el Índice de Masa Corporal y el riesgo de complicaciones médicas y tasas de mortalidad.

El Índice de Masa Corporal de Quetelet, es el peso en kilogramos dividido por la talla en metros cuadrados. La ventaja del Índice de Masa Corporal es que la información necesaria para calcularlo es fácil de recolectar y es común en diferentes bases de datos.

 A pesar de su uso difundido dentro de la literatura médica, el Índice de Masa Corporal es considerado una medida débil de obesidad debido a que no distingue composición corporal. Por ejemplo, no distingue grasa de músculo, hueso y otros tejidos corporales magros. Como resultado, el Índice de Masa Corporal sobreestima la grasa en aquellos sujetos que son más musculosos. De manera tal que en base al Índice de Masa Corporal algunos sujetos pueden ser clasificados de manera errónea, como obesos.

Algunos atletas tienen una gran masa de músculo esquelético y un Índice de Masa Corporal alto, pero no son obesos. También es factible que el Índice de Masa Corporal  tenga una pequeña dependencia de la talla, ya que las personas con piernas cortas para su talla tienen valores más altos de Índice de Masa Corporal, independientemente de la grasa. 

Debe tenerse en cuenta que a individuos con distinto peso y talla puede corresponder el mismo Índice de Masa Corporal, y que para un mismo Índice de Masa Corporal, presenta menor riesgo el individuo con mayor talla.

En este punto es clave recordar que la obesidad consiste en un incremento de la grasa corporal. El  Índice de Masa Corporal no mide grasa corporal, por lo que no puede ser utilizado para diagnosticar obesidad!

En base a esto no puede utilizarse la clasificación del estado nutricional de la Organización Mundial de la Salud para clasificar a un individuo como obeso. Sin embargo, la facilidad de estimación del Índice de Masa Corporal a partir de mediciones de talla y peso así como la posibilidad de comparar sus resultados en una muestra dada con los resultados de otras bases de datos, justifican la utilización de esta medida para clasificar un grupo de sujetos como normopeso o con sobrepeso.

De manera que nuestro atleta probablemente sea clasificado como obeso sin serlo. Es necesario medir los pliegues cutáneos, que dan una mejor estimación sobre la grasa corporal. Recuerden, la obesidad no se define por el peso absoluto, aunque generalmente se acompañe de un auento de peso.

La obesidad es el exceso de grasa corporal. Y en buena ley, aunque se use habitualmente en la práctica clínica y en los estudios de investigación, por su facilidad de cálculo y comparación, el Indice de Masa Corporal no sirve para diagnosticar la obesidad.

Hasta la próxima!

No hay comentarios:

Publicar un comentario